Regalería artesanal

¿Se ha fijado alguna vez que no existen tiendas de regalos originales que estén al alcance de cualquier persona? Así es: la mayoría de los regalos que se venden en las tiendas de ese rubro son producidos en serie, comprados a un muy bajo precio y revendidos con un amplio margen. Usted se preguntará dónde está el negocio redondo en algo que parece tan explotado y competitivo.

Pues, precisamente, en hacer la diferencia en el producto y en el precio. Si usted puede comprar una cajita de madera a $2, decorarla para que luzca como un agradable alhajero prácticamente sin costo y venderla a $10 mientras el resto de los comercios la vende tal como la adquirió a $15, habrá rentabilidad.

No se preocupe, no estamos hablando de tener ningún tipo de habilidad superior. En la actualidad, en las librerías artísticas venden productos que hacen muy sencilla la tarea de convertir cualquier objeto en un verdadero adorno agradable y distinguido. Con algunas servilletas para decoupage, unos frascos de acrílico, pegamento, plantillas para esténcil y un pincel ya tendrá todas las herramientas para sacar adelante este emprendimiento.

Si se anima y cree poder utilizarlas adecuadamente, puede contar también con un juego de gubias para tallar madera, ya que pese a que parezca lo contrario son muy sencillas de manipular.

Bien, pero a todo esto yo tengo que invertir en un local, en materia prima y en impuestos para poder empezar con esta idea y veré apenas unos pesos cada vez que realice una venta, se estará diciendo. Vamos por partes: por un lado, esto es  un negocio redondo precisamente porque la competencia no sólo estará en el precio del producto, sino también en la calidad. Esto quiere decir que no elegirán sus regalos únicamente quienes no tengan abundantes recursos económicos, sino también quienes sí los tengan pero quieran un buen regalo para hacer. De esta forma, usted sacará la ventaja en la cantidad de ventas: mientras el que vende la caja en su estado original a $15 vendió dos, seguramente usted venda diez.

¿Se da cuenta? Por otro lado, para que sea rentable es primordial comenzarlo sin hacer grandes inversiones. Es por ello que lo ideal es no comenzar con un local sino hasta haber recaudado un piso monetario que lo posibilite, a fin de que no tenga que arriesgar sus ahorros ni solicitar un préstamo sin la seguridad de que funcionará. En la actualidad hay portales como Mercado Libre, entre otros, que le permiten vender sus productos haciendo la operación de manera virtual y enviando los pedidos realizados por sus clientes por correo.

Por otra parte, puede abrir un blog o una cuenta de facebook donde vaya subiendo las fotografías de sus regalos para que la gente se entusiasme con las nuevas producciones. De esta forma es mucho más sencillo comenzar a comercializar sin inversiones importantes y a hacer conocida la marca en el mercado de la regalería, logrando así ganancias.

Tips para  la regalería:

®    Escoja un nombre creativo para utilizar como marca y regístrelo. Aunque parezca incomprensible, la marca es una de las claves para cualquier idea.

®    Un buen logo siempre ayuda. Encargue un sello con el mismo para colocarlo en la base de todos sus productos, además de exhibirlo en sus publicidades siempre.

®    Por último, jamás revele el secreto de que los productos básicos son comprados, siempre posiciónese con el término “artesanal” sin dar demasiadas explicaciones, esto suele resultar mucho más atractivo para el potencial comprador.