Quiero ser millonario, 17 factores para lograr el exito empresarial 1de2

Cuando pensamos que todo esta hecho, que todo es así, que se necesita dinero para progresar, etc., lo que realmente estamos haciendo es sabotear nuestros sueños de lograr calidad de vida. Tener fortuna, llegar a ser millonario es un proceso de crecimiento tal como esta creciendo una planta, un perro, su niño o tal como construyen una casa.

Querer ser millonario no quiere decir, estrechamente, tener mucho dinero, quiere decir, ampliamente que usted quiere hacer cambios desde sus pensamientos y hábitos mas insignificantes hasta los mas sofisticados.

Al considerar el éxito empresarial como un crecimiento pondremos especial atención a nuestros pensamientos y actitudes con las que procedemos a construir nuestros sueños.

Expresamos un deseo “Quiero ser millonario”, pero realmente ¿Que es lo que quiere?:

  • Viajar sin que el dinero sea problema
  • Tener una casa grande para su familia y seres queridos
  • Decir “te quiero” con alegría y actitudes
  • Mostrar su aprecio a las personas con acciones
  • Ayudar a las personas necesitadas, etc.

Realmente un buen gesto, una sonrisa, un abraso da un aliento que puede servir como energía y motivación a alguien, pero que mas podría hacer si el dinero no fuera problema.

El amor, altruismo, aprecio,  amistad, etc., no tienen precio monetario, pero necesitan de su corazón, espíritu y actitudes, y cuando las tiene, se pude decir que usted es realmente rico, es decir la riqueza es una costumbre. Y es justo como usted desea sentirse cuando dice “Quiero ser millonario”

17 factores para lograr el exito empresarial:

1.- Cambiar su comodidad por aventura

Hace unos días le pregunte a una amiga, si tienes una excelente idea de negocios pero no dispones del dinero necesario, tu sabes que hay prestamistas que pueden arriesgar, si lo encuentras te dirán que cobran entre 10% a 20% y con garantía de alguna cosa.

Pero, que pasa si encuentras un inversionista que te dice “quiero el 50% de las ganancias”, y sin nada que perder.

Ella se apresuro a decir, que NO, que no aceptaría ese trato, que no quiere riesgos y menos tratar con gente demasiado ambiciosa que se quiere aprovechar del trabajo ajeno.

¿Pero no te parece mejor un 50% de ganancia a nada?

Estas escenas son los momentos en que se pone a prueba lo que realmente deseamos, no importa que tan bellas y grandes sean los sueños de mi amiga, lo que hace expresa lo que quiere y el resultado es ese. No quiere salir de una vida que no le gusta, solo por no perder la comodidad de seguir en lo mismo.

Además, lo que expresa es que prefiere la comodidad de lo que siempre le a tocado a la aventura de un nuevo estilo de vida. O, ¿Un cheque millonario no seria algo nuevo en tu vida?

2.- Recargarse de energía no tiene que ser una casualidad

Cuando empezamos a hacer algo nuevo, es muy común, que lo que hacemos parezca que no funciona. Es muy raro que algo salga muy bien la primera vez que se intenta, pero no siempre tenemos conciencia de ello, simplemente por que no deseamos hacernos responsables de aprender.

Aprender es tener las ganas y los recursos para hacer algo. Las ganas o sueños sin los recursos solo son buenas intenciones. ¿De donde sacamos los recursos para sentir que nuestros sueños son algo urgente?

Cuando nos alientan sentimos el golpe de una energía, en cambio cuando nos desaprueban nos sentimos decaídos. En ambos casos hay un estimulo para una reacción nuestra ¿Quien decide en esa reacción? Usted puede hacer maravillas con su energía entendiendo este proceso.

3.- Enfocarse en las respuestas a ¿Que es lo que realmente quiero? 

Usted a visto de cerca gente saliendo a jugar un partido de fútbol, donde la mejor propósito es divertirse. Pero también a visto que en pleno juego surge algún desacuerdo que puede terminar en una pelea. Sin duda, es muy fácil olvidar ¿Que es lo que realmente quiero?, divertirse.

Estas cosas están sucediendo a cada momento de nuestras vidas. Si usted se sorprende con un carácter adusto, tendrá la oportunidad de preguntar ¿Es lo que que realmente quiero?

4.- Regálese lo mejor

Un día me preguntaron, Luis, si el dinero no fuera problema ¿Que es lo que comprarías para ti? Sin pensar dije “Lo mejor”.

¿Que es “lo mejor” para usted? Sin duda tendrá una larga lista de todo lo mejor que tendría si el dinero no fuera problema. Pero, que hay de todo lo que el dinero no puede comprar: una sonrisa, salud, amistad, aprecio. Considere darse lo mejor a cada momento, lo realmente valioso atrae al dinero.

5.- No sature su mente, recurra a su corazón

Algunas veces nos toca alguien que dice “déjame tranquilo, tengo mil cosas en la cabeza” o somos nosotros quienes estamos así. Si ha sido afortunado de tener esta experiencia, sabe lo mal que se comporta la mente en estos casos, realmente no ayuda, nos llena de tensión, y los problemas parecen ponerse de acuerdo para llegar justo en ese momento.

Entonces ¿Cual es el mejor recurso? No hay nada en su mente, necesita su corazón, y esta dice que la preocupación es mala,  que solo ira a un nivel de estrés que minimizara su talento. En realidad, el corazón solo dice que quiere seguir latiendo.

6.- Un paso a la vez y con su mente en el camino

Sin duda usted quiere algo maravilloso para su futuro, pero las cosas están ocurriendo en este momento y puede dar un mal paso si su mente no esta en observación de lo que hace. Usted recuerda algo como “yo no quería que esto pasara”, “realmente no fue mi intención”

Quizá solo pensaba en lo bonito de lo que quiere hacer pero hacia otra cosa y no pudo ver por tener la atención en sus bellas intenciones. Hay que estar haciendo cosas para tener la costumbre de los resultados y tener la oportunidad de ver ¿Es lo que deseaba? Adentrarse demasiado en el futuro nos puede dar una sorpresa en el presente.

 

Imagen Dreamstime

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *