Negocio Redondo

negocio redondoCuando se piensa iniciar un proyecto de negocios, es necesario tomar en consideración algunos puntos importantes, para que la situación financiera tanto de los nuevos proyectos, como de sus propietarios, no se vea afectada por no estar bien planificada.

Emprender requiere de una fuerte inversión inicial, que generalmente sale del capital de su propietario, esto implica en algunas ocasiones, que la economía de las personas que invierten en ideas se vea afectada por no haber realizado una cuidadosa planificación de las finanzas.

Es por este motivo que a continuación vamos a mencionar 5 sencillos consejos que pueden hacer la diferencia entre iniciar emprendimientos que hagan crecer nuestro dinero, o iniciar nuevos negocios que nos hagan perder nuestro capital.

1.- Lo primero que se debe de hacer para cuidar el capital, es realizar un presupuesto personal, esto es importante debido a que la inversión monetaria generalmente proviene del dueño de los mismos, es por este motivo que las finanzas personales y las del negocio se mezclan en un principio, así es que se deben de cuidar ambas.

Para realizar el presupuesto personal mensual, se tomar nota de todos los gastos que se realizan en el mes por insignificantes que estos parezcan, ya que todas las salidas de dinero cuentan, es necesario tomar nota de los gastos fijos y los variables por separado, esto permitirá distinguir los gastos innecesarios o los muy elevados y con esto será posible hacer un reajuste para estabilizar la economía personal.

2.- Una vez que se ha realizado el presupuesto personal, se elabora el presupuesto, este se hace determinando los ingresos y los gastos mensuales que se espera obtener.

Para los ingresos, se clasifica por cada producto o servicio que se vendan , así se podrá tener mayor precisión de cada fuente de ingreso.

En el caso de los gastos, también se tiene que detallar en que se realizará cada uno de los gastos durante el mes.

Es muy posible que los ingresos y gastos de dinero que generen no sean tan exactos como se planificó, esto puede suceder porque muchas veces varía la cantidad de consumidores que adquieren nuestros productos o servicios, ya que en algunos casos lo que comercializamos suele tener mayores ventas por temporadas, así como también se pueden tener gastos variables que no se ajusten a lo que se presupuestó originalmente.

Es por esta razón que además de elaborar un presupuesto con las ganancias y gastos que se espera obtener en el proyecto, también es necesario contar con un presupuesto real de los ingresos y egresos mensuales, para así poder hacer comparativas y realizar ajustes en los casos que sea necesario.

3.- Ya que se cuenta con un presupuesto financiero, es necesario determinar la base del capital de los nuevos emprendimientos, el valor de una empresa se basa en los activos que posee, los activos son todos aquellos recursos que se pueden convertir en dinero, tales como el inmueble, mobiliario, mercancías, cuentas bancarias, etc.

Una vez que se ha establecido cuál es la base del capital se debe de tomar en cuenta el costo de la misma, es decir, si sus activos se basan en la inversión de capital ahorrado, o en algún tipo de crédito, cuántos intereses estamos pagando o dejando de ganar, y si este tipo de base de capital es el que mejor nos conviene en relación a las utilidades que recibimos, o es necesario buscar otras opciones.

4.- Otro punto muy importante que se tiene que cuidar en cuanto a las finanzas de los nuevos negocios se refiere, es llevar al corriente sus asuntos fiscales, para esto es necesario contar con una buena asesoría de las obligaciones y beneficios fiscales correspondientes, para así poder hacer deducibles todos los gastos necesarios para el funcionamiento de su negocio.

5.- El último consejo pero no el menos importante, es capacitarse, ya que parte del éxito de los negocios consiste en mantenerse informado y actualizado sobre cualquier tema que nos ayude a tener un negocio exitoso.

 

Los Pasos Previos para Lograr un Negocio Redondo

redondoSiempre que se piensa en abrir un emprendimiento, se tienen muchas expectativas al respecto y una de ellas es si se conseguirá que éste sea un negocio redondo, ya que de lo contrario no valdría la pena invertir en ello.

Es por este motivo que cuando se comienza con un nuevo proyecto, es muy importante estar seguros de que se han seguido los pasos correctos para garantizar su éxito y uno de los pasos más importantes es el planificarlo detenidamente.

Para planificar eficazmente un emprendimiento, se deben de seguir estos sencillos pasos:

  • Antes que nada se debe de tener una visión clara sobre el tipo de comercio que se abrirá, y en base a ello poder planear las estrategias a seguir.
  • Una vez que se ha decidido qué tipo de comercio se pondrá, es necesario hacer un minucioso estudio de mercado, es decir que se debe de analizar con detenimiento ¿cuál es el tipo de mercado para el que se trabajará, qué tan grande es, cuáles son sus preferencias y si es que se considera un mercado rentable?
  • Se debe de evaluar la superioridad competitiva con que se cuenta, para poder hacer frente a las necesidades del mercado al que intentará captar y tomar las medidas necesarias para que su negocio sea más atractivo que el de la competencia y así lograr que sea exitoso.
  • Se debe de tener un conocimiento claro de los detalles técnicos del negocio, insumos materiales, costos y la rentabilidad del mismo.
  • Es necesario contar con un programa de adquisiciones, para así poder comprar de forma eficiente las materias primas que serán necesarias para la operación del negocio, por lo que se debe de contar con una lista de los proveedores que mejores condiciones ofrezcan, como son: precios, descuentos, plazos y calidad de sus productos y servicios.
  • La planificación del número de personal con que será necesario contar para la operación del negocio, así como las características que debe de tener y si los costos de sus salarios son proporcionales a la rentabilidad.
  • Se debe de realizar un minucioso análisis financiero para establecer entre las proyecciones de los gastos y los ingresos, si es que será un negocio viable, o se corre el riesgo de que no lo sea.
  • Previsión de riesgos, es necesario contar con un plan, en caso de que surjan inconvenientes en la operatoria, para poder así hacerles frente y solucionarlos antes de que pongan en riesgo la rentabilidad del mismo.
  • Investigar y planificar las estrategias a seguir, para poder llevar a cabo los trámites legales que se requieren, como son los trámites fiscales, el registro de la marca, los permisos, o de ser el caso los trámites de franquicia.

Cuando se invierte en un negocio se pone en riego no solo el capital de su propietario, sino su tiempo, su trabajo y sus expectativas hacia el mismo, es por esto que para lograr el exito y no poner en riesgo todo lo invertido, es necesario realizar una planeación adecuada y seguir los pasos previos que pueden asegurar el éxito del mismo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *