5 cosas que las mujeres hacen mejor con un emprendimiento

Lo que me gusta de las mujeres es que son muy detallistas, les importa mucha la imagen, la calidad y sobre todo la excelencia de un servicio.

mujeres mejores emprendedoras

Por eso, cuando te encuentras con una mujer dueña de su destino, la vez dando lo mejor de si en todo lo que hace, y cuando se trata de un reto emprendedor no hacen excepción, ya que hay algunas cosas que ellas hacen mejor que los hombres en una empresa.

Las mujeres piensan en sus sueños menos que los hombres, lo que significa que mientras un hombre continua soñando ellas tienen mas tiempo para planear y ejecutar sus ideas y estrategias de negocio.

Acciones emprendedoras en las que son mejores las mujeres:

1.- Se expresan con más la pasión

Una persona apasionada no escatima esfuerzos por progresar y ser competitivo. En cada acción y detalle buscan disfrutar del momento y contagian esa cultura a sus socios y clientes.

2.- Dedican mas tiempo a la imagen y calidad

Son muy detallistas con el “como se ve” y “como se siente”, lo que permite que los clientes tengan una mejor experiencia a la hora de comprar o recibir un servicio.

3.- Se muestran mas entusiastas

El entusiasmo, la gratitud por la vida y lo que hacemos es un imán poderoso que atrae socios, clientes y mucha abundancia. Las mujeres tienen ese don tan especial de atraer y los negociantes lo saben muy bien.

4.- Son mas higiénicas y cuidadosas de los detalles

La imagen, forma de presentación e higiene dice mas que mil palabras en cuento a un producto o servicio.

Las mujeres se preocupan mas de que los clientes de los detalles que hacen de un producto o servicio mas agradable, les gusta que luzcan impecables.

5.- Estimulan mejor a los clientes a regresar

No hay nada mejor para lograr un negocio exitoso que los clientes quieran regresar una y otra vez a comprar.

Tienen que haber tenido una buena experiencia de compra y al usar el producto.

Muchos consumidores regresar a un negocio solo por la forma como los atendieron.

Imagen por University of the Fraser Valley

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *