Las 8 metas para triunfar en los Nuevos Negocios

En el momento en que se toma la decisión de abrir nuevos emprendimientos para tener un trabajo, se debe de tener la conciencia de que para que triunfen, implica mucho esfuerzo, constancia y cambios en el estilo de vida. Quiero recomendarte este artículo antes de seguir con esta nota

Por este motivo es muy importante fijarse metas que nos pueden ayudar a seguir el camino correcto de perseverancia y buenos hábitos para que los negocios prosperen, las metas de las que hablamos no tienen nada que ver con la planeación estratégica de los nuevos emprendimientos, sino con la forma en que los propietarios de los mismos caminan hacia el objetivo del éxito.

Dentro de las 8 metas más importantes que se deben de cumplir para que triunfen, están las siguientes:

1.- La primer meta es la de “controlar el estrés”, puesto que esta es una de las razones principales por la que muchos propietarios de comercios se dan por vencidos antes de que éstos alcancen los resultados esperados.

2.- La segunda meta es “plantearse objetivos realistas”, siempre que se comienza con nuevas oportunidades sus propietarios esperan que las utilidades sean muy buenas, pero esto puede no ser así en un principio, lo que puede ocasionar que se desanimen y desistan en el intento de alcanzar sus objetivos.

3.- La tercera  es la de “tener in ingreso fijo” por lo menos durante el primer año, alterno a los ingresos que generará el comercio, esto es con el fin de poder solventar los gastos necesarios mientras que se empiezan a recibir las ganancias esperadas.

4.- La cuarta es “tener un capital ahorrado”, porque es muy posible que se necesite de un respaldo económico para poder garantizar la solvencia financiera mientras se estabiliza el proyecto.

5.- La quinta meta para que los nuevos proyectos alcancen el éxito, es la de “capacitarse en todas las formas posibles” sobre los procedimientos, requerimientos, administración y operación del negocio en que se va a invertir, esto garantiza que estará lo suficientemente calificado para hacerlo crecer y lograr que sea un negocio exitoso y rentable.

6.- la sexta es “estar preparado para aceptar las altas y bajas” que suelen tener todos los emprendimientos, es cierto que el que las cosas no marchen como se espera puede causar preocupación, pero se debe de estar listo para enfrentar las malas rachas y dispuesto a aprender de ellas, para realizar los cambios necesarios y conseguir superar la crisis.

7.- La séptima es la de “hacerlos crecer”, esto quiere decir que cuando se han alcanzado los objetivos que se esperaban, es conveniente aprovechar la reputación del primero para abrir más frentes, se puede intentar invertir en distintos giros, pero es más rentable hacer sucursales del primero.

8.- La octava es “mantenga la motivación, la perseverancia, la constancia y la tenacidad con que comenzó a planear su emprendimiento”, esto en algunas ocasiones puede ser lo más difícil de todo, pero es lo más importante, porque cumpliendo esta meta se asegurará de solucionar todos los problemas que se presenten y logrará obtener un proyecto exitoso.