La vida es difícil si el pensamiento domina en cada cosa que debemos hacer

No se si te has dado cuenta que los mejores momentos de la vida son esos en los que no tienes tiempo de pensar, por ejemplo cuando estas cantando, bailando, patinando, leyendo o viendo una película.

mano trabajando en una computadora

Siempre que estas concentrado haciendo algo que te gusta dejas de pensar.

Pero la mayoría de personas para iniciar un emprendimiento piensan mucho, buscan información y lo que encuentran los confunde mas.

Y lo que es peor de pensar, especialmente cuando somos principiantes, es que nos domina la creencia que lo que nos conviene es una oportunidad de negocio donde se gane mucho dinero de forma rápida y fácil.

Pata hacer un plan de negocios en Internet primero hay que dar el primer paso que no requiere ninguna inversión de dinero, presentarse en las redes sociales como una persona que quiere servir.

Pero para servir necesitas saber cuales son tus talentos, y aquí nos encontramos con otro problema.

Lo mas común es que la gente dice no conocer cuales son sus talentos, y no saben a qué dedicarse…

Si te detienes un momento, si observas lo que esta pesando en tu mente… todo el problema se origina por pensar. Si te pones a hacer lo que siempre hiciste con pasión, dejas de pensar y ahí tienes tu talento.

Cuando nos domina el pensamiento también nos domina la duda, los miedos…

Cuando domina la acción no hay duda, te sientes seguro de lo haces y quieres…

Observa que la gente que tiene éxito con su emprendimiento no es aquella que piensa o sueña mucho, sino los que están en acción.

La acción te obliga a un cambio continuo, en cambio el pensar no sale de un circulo vicioso de cálculos, miedos, dudas…

Es difícil dejar de pensar, por eso mi sugerencia es que observes tus pensamientos.

Descubre que no eres quien piensa, sino quien observa.

Así veras que absolutamente todos tus resultados corresponden a lo que haces. Descubrirás que muchas veces estas haciendo algo sin querer, por ejemplo ahuyentas a los potenciales clientes tratando de vender a como de lugar.

Lo que realmente deseamos es lograr una vida feliz, y un emprendimiento solo es un medio.

Mientras que un emprendimiento tiene una meta, la felicidad no, pues la felicidad es la actitud con que viajamos por ese emprendimiento.

La felicidad no es algo que piensas, es algo que sucede y si dejamos que se filtre un pensamiento hacemos una pausa, y espero que en tu caso sea una pausa positiva, pero luego tienes que abandonar ese pensamiento y seguir la corriente.

Otro ejemplo donde el pensamiento dominante es un intruso es cuando hablamos con alguien.

Si ponemos especial atención nuestra mente estará en silencio. Pero si nuestra mente parlotea, no escucharemos, solo estaremos esperando nuestro turno para hablar.

Así las cosas no se pude llegar a un acuerdo, la conversación se convierte en una reunión de sordos o una competencia.

Para finalizar te recomiendo que si estas pensando iniciar un negocio o ya tienes uno y deseas un mayor crecimiento, no lo pienses tanto, ponte en acción, los errores son indispensables para que progreses.

Imagen por flickingerbrad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *