Cómo hacer un anuncio publicitario





hacer anuncioLos anuncios publicitarios, es decir, la propaganda que podemos hacer de nuestra actividad, es fundamental para que nuestros productos o servicios se conozcan en la zona geográfica donde está el público al que apuntamos. Todos podemos iniciar una campaña de publicidad, pero saber realmente cómo hacer un anuncio publicitario efectivo, requiere que nos pongamos a estudiar un poco.

Seguramente conoces el concepto o la función de la publicidad, y sabes que tienes que sacarle provecho para lograr que tu emprendimiento funcione y sea conocido. Pero hacer promociones o formular un aviso, sea gráfico o animado, con letras o sólo con imágenes, no es tan fácil como entender para qué sirve. Hay algunos conceptos básicos indispensables para que la publicidad tenga efecto y llegue a quienes deseas específicamente.

Para entender cómo realizar un anuncio publicitario, no hará falta que contrates un experto en marketing que te pongas a estudiar una carrera universitaria. Aunque, si puedes llevar a cabo alguna de esas opciones, logarás, no sólo una excelente publicidad, sino que hasta quizás descubres que tienes un talento para la comunicación y la propaganda.

Pero claro, ahora que ya tienes tu emprendimiento y quieres hacer promoción para que se conozca y la gente sepa que estás trabajando. Seguramente, lo primero que se te ocurre es hacer volantes o folletos simples que repartirás por la calle. Estos es una de las formas que no tiene mucho costo de producción, puede o no tener colores y su tienen letras grandes y poco texto la gente seguro lo leerá completo, haciendo llegar tu mensaje a todos los que son posibles clientes, ya que los estarás repartiendo muy cerca del lugar donde vendes u ofreces tu mercancía.

Para darnos una idea correctamente, a continuación, podrás encontrar las pautas básicas, los conceptos y formas mínimas que harán que el mensaje que quieres transmitir llegue a quienes debe llegar, hagas una buena inversión de dinero y elijas el estilo de publicidad que se adecúa mejor a las necesidades y gustos de tu negocio.

Promocionar es una cuestión de comunicar con eficacia lo que se quiere transmitir, de encontrar la manera de llegar a las personas que queremos que compren nuestros productos y generar en ellos la intención o necesidad de conseguirlos, hay al menos 5 conceptos que tenemos que tener muy presentes:

  • Imaginación: con la creatividad y la inventiva deberás encontrar una forma de comunicar tu producto o servicio que sea llamativa, diferente y que logre en el público a quien intentas llegar. Esta idea que debes encontrar es el punto de partida  y como ejemplo de idea o imaginación, puedes encontrar por ejemplo: el payaso de Mc Donal’s, los vaqueros con Marlboro, o la reunión familiar con Coca Cola.
  • Texto: si bien no todos los avisos tienen texto, este es importante para comunicar especialmente cuando se trata de los primeros anuncios que realizas, porque la gente no conoce tu marca ni tus servicios o bienes. Como dijimos antes, tiene que estar escrito de forma entendible para cualquiera, esto es para la tipografía y el tamaño de la letra. También la cantidad de texto y la forma en la que esté redactado tiene que permitir la lectura fácil y rápida.
  • Imagen: es lo que primero va a llamar la atención de los posibles clientes. Tiene que ser una imagen específica que se relacione directamente con el producto o que logre, luego de ser integrada con el texto, una asociación que generará en el público una reacción o sentimiento, que luego será asociado siempre con el artículo servicio que ofrezcas. Por eso, cuando se trata de cómo hacer un anuncio publicitario, elegir la imagen a mostrar es de vital importancia y debes tener en cuenta tanto lo que muestra, como sus colores y detalles.
  • Lay Out: esta es una palabra técnica que se refiere a la forma en la que dispondremos las imágenes y las palabras para lograr que la persona que lo mire preste atención o le llame la atención determinadas partes o sectores más que otros. Por ejemplo, si hay un niño señalando hacia arriba, seguramente la vista de quien lo mire se dirigirá a donde señala el niño… a esa reacción se refiere esta parte del proceso. Entonces, tenemos que entender y pensar muy bien cómo y dónde pondremos imágenes y palabras para dirigir la vista de los posibles clientes.
  • Diseño: finalmente, el conjunto de todo lo anterior dará paso al diseño del aviso. Sabiendo qué idea principal tenemos, buscaremos imágenes, colores, texto y formatos que nos permitan trasmitirla y la composición, es decir el ponerlas todas para lograr el lay out y que sea efectiva, es el diseño.

Lo dicho nos da los puntos básicos desde el enfoque gráfico, pero nos deja interpretar que lo que elijamos, tiene que expresar algo en sí mismo que unido, es decir realizando un todo con esas imágenes y palabras,  transmiten un mensaje particular que es el que se haya elegido.

Seguramente no nos costará encontrar imágenes y frases que nos gusten para nuestro anuncio, pero al momento de componer la publicidad no será tan fácil ponerlas en los sitios adecuados para que realmente transmitan el mensaje. Para visualizarlo mejor y componer bien el lay out, hay al menos 8 pasos que debemos lograr:

  1. Tener bien claro qué queremos lograr con nuestro marketing, por ejemplo: dar a conocer un nuevo artículo, vender más, dar a conocer un cambio de nombre, una nueva característica, etc.
  2. Establecer el objetivo a cumplir, por ejemplo, si quiero vender más de un producto o servicio en particular, entonces el marketing tiene que incentivar la necesidad o deseo de tener ese producto o servicio.
  3. Determinar a quienes voy a destinar el anuncio. Es decir, si el objetivo es vender más zapatos de mujer, no servirá de nada que mi anuncio tenga imágenes de calzado infantil o de hombre, o que su texto hable de frutas. Tenemos que pensar qué gusta e interesa a las mujeres que comprarán ese calzado.

 

  1. Tener bien claras cuales son las características de los bienes a vender para saber qué es lo que vamos a transmitir con la publicidad. Será bueno realizar una lista de palabras o conceptos cortos, con los que podremos resaltar los beneficios y virtudes de tener o usar el producto si lo compran. Aquí debemos incluir el precio, la calidad, la variedad, etc. Un buen recurso es pensar el producto comparado con el de la competencia.

 

  1. Pensando en el objetivo a cumplir y el presupuesto disponible para lograrlo, busca qué medios de comunicación son mejores para lograrlo y se adecúan al presupuesto.

 

  1. Decidir, entonces, qué y cómo hacer un anuncio publicitario que cumpla con los objetivos y se adecúe al presupuesto que tienes disponible. Este paso, se llama tratamiento creativo y se refiere a cómo expresar el mensaje, qué palabras y cómo se usarán. Para eso tienes que conocer bien al público al que apuntas y debes tener en cuenta de motivar a ese público para que haga lo que pides, es decir: compre el producto, visite el local de ventas, el nuevo sitio web, etc.

 

  1. Ahora es el momento de reunir todo lo necesario para armar efectivamente el aviso. Esto lo harás, pensando dónde será publicado y las posibilidades que ofrece ese medio de comunicación, y por supuesto, que estén acordes a tus necesidades y recursos disponibles. Por ejemplo, el rubro en donde lo publicarás en una revista o periódico, el formato del anuncio, la calidad del papel, etc.

 

  1. Recuerda que el aviso está compuesto por las imágenes y el texto y que cada una tiene sus especificaciones particulares. En el caso de las imágenes: el color, lo que muestran y cómo lo muestran. En el caso del texto: lo que dice, en qué tipografía, el color, y cómo lo dice. Recuerda, también que debes incluir palabras o frases que provoquen deseo o necesidad y que resalten las virtudes del artículo o servicio ofrecido.

 

Finalmente, pero fundamental para entender cómo hacer un anuncio publicitario es que debes conocer al público objetivo, por lo que antes de comenzar a buscar imágenes y textos, deberás realizar un análisis de mercado, entender cómo y por qué los clientes o público objetivo llegarán a ver tu anuncio y realizarlo pensando en que debe agradarles, atraerlos y quedarse en su memoria, para que al momento de comprarlo elijan tu producto o servicio, incluso si no saben bien por qué lo han hecho, es decir que si les preguntas, y no te sepan decir por qué lo eligieron, tú sabrás que es porque tu publicidad fue efectiva, porque recibieron tu mensaje, en otras palabras, entendiste todo el proceso.

Dejar comentario